Humanonline

Trabajo, estudios y cursos

Todos los días la gente dice que quiere cambiar su vida, yo cambiare la mía…



Imagen

Todos los días la gente dice que hará algo diferente, se levantará más temprano, irá al gimnasio, bajar de peso, pedirle matrimonio a alguien, comportarse de forma ética en su entorno día a día, etc. Pero muy pocas personas hacen algo para realizarlo.

Pero este año me toca, me toca cambiar mi vida por el hecho de egresar de mi carrera, puede significar cambio de región, muchas horas laborales seguidas, pero por lo menos un gran cambio de aire, “mentalidad”.

No es difícil llegar al destino, lo que es difícil es el camino que uno elige para llegar a su destino, la compañía que se tiene en el viaje, las caídas que hay en el trayecto y como uno se levanta aprendiendo.

Lo que importa es la manera de cómo uno aplica las cosas aprendidas en la vida, de cómo enseña a otros esos aprendizajes de cuando uno cae y la forma de levantarse, pero nadie sabe que es más difícil cuando  no hay algún docente comprometido que te de la mano para levantarte cuando el proyecto en el cual uno esta desarrollando no va, queda pegado en una etapa para darte un aire de aliento, pasando semanas y semanas sin que llegue la chispa  y cuando menos uno lo espera, de una forma menos esperada  llega una idea de la forma en que puede hacer la solución que estas buscando, puede ser el titular de un diario, un chiste, un correo, un sms o hasta el placer que te puede dar un chocolate el cual te hace imaginar la solución requerida.

De todas maneras siempre está esa gran mujer apoyándote en toda la parte “logística”  del día a día, las penas, el no dormir, dándote de comer cuando hasta se te ha olvidado almorzar, retándote porque amaneces con la cara de oso ojeroso y sin ganas, dándote apoyo moral, y dependiendo de la red social que uno usa le carga que se le identifique como +1.

Escriba un comentario

Todos los días la gente dice que quiere cambiar su vida, yo cambiare la mía…



Imagen

Todos los días la gente dice que hará algo diferente, se levantará más temprano, irá al gimnasio, bajar de peso, pedirle matrimonio a alguien, comportarse de forma ética en su entorno día a día, etc. Pero muy pocas personas hacen algo para realizarlo.

Pero este año me toca, me toca cambiar mi vida por el hecho de egresar de mi carrera, puede significar cambio de región, muchas horas laborales seguidas, pero por lo menos un gran cambio de aire, “mentalidad”.

No es difícil llegar al destino, lo que es difícil es el camino que uno elige para llegar a su destino, la compañía que se tiene en el viaje, las caídas que hay en el trayecto y como uno se levanta aprendiendo.

Lo que importa es la manera de cómo uno aplica las cosas aprendidas en la vida, de cómo enseña a otros esos aprendizajes de cuando uno cae y la forma de levantarse, pero nadie sabe que es más difícil cuando  no hay algún docente comprometido que te de la mano para levantarte cuando el proyecto en el cual uno esta desarrollando no va, queda pegado en una etapa para darte un aire de aliento, pasando semanas y semanas sin que llegue la chispa  y cuando menos uno lo espera, de una forma menos esperada  llega una idea de la forma en que puede hacer la solución que estas buscando, puede ser el titular de un diario, un chiste, un correo, un sms o hasta el placer que te puede dar un chocolate el cual te hace imaginar la solución requerida.

De todas maneras siempre está esa gran mujer apoyándote en toda la parte “logística”  del día a día, las penas, el no dormir, dándote de comer cuando hasta se te ha olvidado almorzar, retándote porque amaneces con la cara de oso ojeroso y sin ganas, dándote apoyo moral, y dependiendo de la red social que uno usa le carga que se le identifique como +1.

Escriba un comentario