Humanonline

Trabajo, estudios y cursos

La salud también depende de innovación



No solo el fin de la crisis depende del grado de innovación de nuestros países y empresas; los progresos en medicina también requieren enormes dosis de innovación.

Como alguno de los lectores han pedido que tratemos sobre más temas de innovación, y la medicina es un campo de innovación constante, hoy os transmito alguna de las ideas de dos grandes doctores e investigadores sobre la innovación.

A Carlos Cordón-Cardó, director del departamento de Patología de la Escuela de Medicina de uno de los mayores hospitales de Nueva York, The Mount Sinai Hospital, no le gusta hablar de enfermedad, si no de salud.

Jesús M. Prieto, director científico del Departamento de Medicina Interna de la Clínica Universitaria de Navarra y director de la división de Hepatología y terapia Génica del centro de investigación medica aplicada (CIMA), comenta que cuando se ve a un enfermo sufrir es cuando un médico entra en el mundo de los laboratorios para evitar llegar a ese punto: Encontrar soluciones preventivas, en su caso, patológicas.

iese doctores

Imagen de la conferencia en la jornada de Alumni de IESE por Universo Profesional

En el marco de las jornadas de Alumni de IESE ambos muestran estar de acuerdo en que se necesita innovación, pensar fuera de contexto, “out of the box”, pero que no solo no se nos enseña a hacerlo desde pequeños si no que de hecho, si actuamos fuera de contexto, se nos castiga.

Ambas personalidades, que han hecho importantes aportaciones en el ámbito de la patología, explican que “la patología es el gran acompañante silencioso de cualquier enfermedad y que pretende encontrar un momento de lucidez que cambie el rumbo de esta precisa enfermedad; consiguiendo aportar la máxima del bienestar: la salud”

Para que una medicina llegue al cliente, debe haber una empresa que aposte por el medicamento. Hay que crear una compañía biomédica para que, del laboratorio la solución pueda llegar a nivel clínico. La financiación, en este campo, es tan necesaria como en cualquier otro. Aunque Carlos argumenta que si bien es cierto que “uno no obtiene, si uno no invierte”, muchas veces “hacen faltan más buenas ideas, más que grandes inversiones”

Jesús M.Prieto a la Izquierda y Carlos Cordón-Cardó a la derecha en la jornada Anual de Alumni de IESE

Jesús M.Prieto a la Izquierda y Carlos Cordón-Cardó a la derecha en la jornada Anual de Alumni de IESE

Tanto Carlos Cordón como Jesús M.Prieto, sugieren varios cambios en su sector. En primer lugar, hay que modificar el hecho de que las compañías farmacéuticas se han convertido más en compañías de implementación que de innovación.

En segundo lugar, defienden que para que un centro de innovación genere propiedad intelectual eficiente debe estar gestionado por capital privado y debe estar ligado a la universidad. Y ésta última, debe organizarse y demostrar que puede tener buenos equipos tales como el CIMA de la Universidad de Pamplona que es financiado por la UT.

Escriba un comentario